mar 26 2009

Matias Inti Rodríguez Tognia

Matías quiere ser abogado. Con su mirada profunda y su siempre buenamatias_cumpleanos1.jpg onda nos cuenta de sus planes y sus sueños, el se conforma con unos buenos juegos originales para su Play Station y algún paseo entretenido con sus padres. Matías tiene 11 años y vive muy cerca de mi casa.
A veces nos juntamos a tomar jugo y comemos galletas (compradas con exclusividad para sus visitas). En esos encuentros lo invitamos a jugar a lo que el ya sabe: Resolver libros de ingenio o marcar las letras de un juego de mi  Notebook donde debemos  evitar que las palabras sean devoradas por un pintoresco pingüino. (Leer mas …)

mar 21 2009

Los recuerdos llegaron a mi casa

Una llamada al celular me anunció que ella ya estaba en mi ciudad. Me apresuré para no hacerla esperar, monica_lobos1.jpglos pasos me parecían pocos. La vi de lejos y sonreí con emoción de tanto encuentro. Desde lejos grité con fuerza: ¡Mónica Lobos!, como lo hice tantas veces 27 años atrás cuando éramos estudiantes de la Universidad de Chile y nos buscábamos en los pasillos del pensionado donde vivíamos o cuando nos juntábamos en el parque de la misma universidad. La vi sonreír y levantar las manos. (Leer mas …)

mar 16 2009

Niño gitano

Desde hace unas semanas que da vuelta en mi cabeza una crónica escrita a ungitanito1.jpg niño que he visto subirse al metro de mi ciudad un par de veces. El niño, no mayor de 7 años, dice “soy un niño gitano y cantaré una canción gitana” Y comienza a cantar con voz desentonada de niño gitano que melodea rapidamente y a escondidas del guardia, por una moneda. La gente sonrie enternecida mientras tantean en sus bolsillos algún dinero para recompezar “lo gracioso del niñito”. (Leer mas …)

mar 13 2009

Cuando un hombre no es mujer

El viernes en la mañana acompañe a mi tía Lila a realizar un trámite en el INP funcionario_publico.jpgde Quillota. La pensión solidaria que había ofrecido la presidenta Michelle Bachelet le llegaría trayendo consigo tranquilidad a su bolsillo de mujer de tercera edad. Eran cerca de las 10:00 cuando nos acercamos a la ventanilla de informaciones para recibir orientación y sacar el número de turno correspondiente. Rápidamente busqué el indicador y vi que iban en el 42, el que nos había tocado era el 113. Nos dispusimos a esperar. (Leer mas …)

mar 08 2009

Olga Rivera en el dia de la mujer

Delgada y con su pelo corto salió hacia la capital con una promesa que anudaba un olguita_cronica.jpgsueño, acababa de cumplir los nueve años y su madre la envió a Santiago a vivir con una tía. Ella le daría educación y la trataría “como a una hija”. Los cielos capitalinos nublaron sus emociones y fortalecieron el miedo de vivir lejos de mamá y de la casa materna. Los edificios le parecieron altos y las calles tan llenas de gente que su corazón infantil no dejó de palpitar con el terror que solo da lo desconocido cuando la mano de mamá no está presente. (Leer mas …)

mar 05 2009

El pan nuestro de cada dia

La tarde cae como todas las tardes en mi ciudad. El panadero vestidopanadero.jpg de blanco amasa la harina una y otra vez. Su objetivo es claro: que su pan quede sabroso, de buen sabor, hinchado en los costados y partido al medio convirtiéndolo en batido, o en redondas hallullas o cuadradas colizas. El hombre olvida su cansancio entre el blanco convertido en masa y continua el ritual de amasandero de oficio. (Leer mas …)

mar 03 2009

Esquina, cansancio y sueños

Se durmió en una esquina tan cansada como sus sueños. Los malabares de la vida no han jugadomalabarista.jpga su favor y el ahora recorre las ciudades jugando con la vida. Tira las clavas una y otra vez y estas regresan ya sin sorpresa y con desgano. Se sienta en la acera a la espera que el verde de paso al rojo esperanzado de una moneda. El cansancio lo domina y clavas y trucos se duermen en la acera. Los autos y la vida pasan por delante mientras el chico de las clavas sueña con días distintos en que no tiene que salir a buscar dinero limosnero por su arte. (Leer mas …)

mar 02 2009

La cajera preferida!

Cuando la tarde cae, la ciudad se envuelve en un silencio frío de cansancios donde todos quieren llegar a suscajera_cronica1.jpg casas luego de un – casi siempre- largo y agotador día de trabajo o compromisos. Para nosotros es la hora de la diaria caminata que comienza en el barrio norte y termina en el centro de la ciudad. El objetivo: comprar pan fresco para el te o café de término de día. Allí está ella, es la cajera de la panadería. De amable trato y envidiable ánimo, nos atiende como si fuésemos los primeros clientes de su jornada. (Leer mas …)

mar 01 2009

Cuando todo nos da lata

El verano va quedando atrás y Marzo irrumpe engreído e irrespetuoso en la tranquilidad de los millones de lata_escuela_demi.JPGhabitantes de los distintos países en que este mes es sinónimo de término de vacaciones y de entrada a clases. Lo curioso es que nadie o casi nadie se siente feliz y agradado de este proceso. Le pregunto a unos chicos en la esquina de mi casa materna ¿felices de entrar a clases? Noooooooooooo, responden en coro, ¡que lata!, sigo mi interrogatorio a algunos de mis sobrinos y la respuesta es la misma uf…¡que lata!. (Leer mas …)